Objetivos

La Cumbre Mundial de Defensores y Defensoras de Derechos Humanos 2018 celebrará el progreso realizado durante los últimos 20 años y mirará a las próximas dos décadas. El objetivo principal de esta Cumbre es que en 20 años, en 2038, una nueva generación de DDH verá este evento como el comienzo de un nuevo paradigma de seguridad y protección para los DDH.

En particular, la Cumbre Mundial de Defensores y Defensoras de los Derechos Humanos 2018 tiene como objetivo:

Rendir homenaje

A la función esencial de los defensores y defensoras de los derechos humanos en la promoción de los derechos humanos, el desarrollo sostenible, la democracia y el estado de derecho, y concienciar acerca de las amenazas específicas, la violencia y los obstáculos a los que están expuestos, en especial aquellos que son particularmente un objetivo.

Reiterar

El llamado de la Cumbre de 1998 para que los estados “cumplan [sus] obligaciones bajo las leyes internacionales de derechos humanos y [respeten y promuevan] el derecho a la libertad de acción de los defensores de los derechos humanos”(ver la Declaración de París de 1998) para garantizar un entorno seguro en que los DDH puedan llevar a cabo su trabajo.

Proporcionar

Una plataforma para que los defensores y defensoras de derechos humanos presenten sus soluciones a la situación actual y proponer y afirmar estrategias para desarrollar la participación de diversos actores en el reconocimiento y la protección real de los DDH, incluido un compromiso particular de la comunidad de donantes sobre una distribución más eficiente de los recursos que favorezca un mayor impacto.

Identificar y Promover

Estrategias de campaña e incidencia que no busquen únicamente una respuesta institucional, sino también obtener el apoyo de un público más amplio en las comunidades donde trabajan los DDH.